Sellner Naylik

Cazador especializado en la arquería.

Description:

Sellner mide 1’70, pesa 65 kg, ha sido entrenado para las acrobacias y las armas ligeras, tiene un carácter silencioso.

  • Virtudes
    Pet: Wyvern
  • Defectos:
    Impulsivo
    Adicto a la caza
Bio:

Sellner nació en Gaudemia, junto a sus 2 padres, vivía en una habitación alquilada a un hombre muy misterioso.

Un día, Sellner se escapó de su casa debido a que estaba harto de la pobreza y decidió buscar un trabajo, estuvo ayudando a un herrero durante 5 años, el viejo herrero le contaba historias de como había derrotado criaturas enormes.

Sellner emocionado quiso seguir los pasos de su mentor, así que comenzó a entrenar el arte de la arquería, que siempre le había apasionado, durante 2 años estuvo entrenando y equipado con todo lo que Lenny le había proporcionado salió en busca de bestias que capturar.

Pasó 3 días andando hasta que llegó a un desierto, donde unos monstruos de arena salieron del suelo, comenzaba una batalla, tras un duro esfuerzo los venció pero no salió muy bien parado, quedó inconsciente junto a las bestias.

Al despertar, se encontraba en la herrería de Lenny, pero él no estaba, sino que había un hombre preocupado en su lugar. Fue a preguntarle dónde se encontraba Lenny, y el hombre, que era su hermano, dijo que Lenny había muerto de un infarto y le dio un collar, explicando que era lo único que Lenny podía dejarle, además de toda su herrería y sus ahorros. Sellner lo aceptó con gratitud y al salir de la herrería se encontró con el hombre que le alquilaba la casa a sus padres, sin siquiera mirarle a los ojos le entregó un extraño libro marrón forrado con una piel escamosa. Sellner lo abrió y justo al hacerlo cayó un trozo de papel escrito, en éste decía:

“Lugar donde se encuentra Nourrillax” y salía una imagen de un enorme lago con muchos árboles y una criatura tan grande como un zeppeling, a Sellner se le dibujó una sonrisa y sin pensarlo dos veces corrió a la dirección que decía en la nota.

Al llegar encontró al monstruo apunto de comerse a un hombre que intentaba derrotarle, Sellner sacó una flecha y apuntó a la bestia, le atestó en la cabeza, pero una enorme piel acorazada con un caparazón la protegía, sin vacilar un segundo comenzó a correr alrededor del monstruo lanzando flechas incandescentes en los sitios donde no había protección. Al final y con ayuda de los otros dos cazadores consiguieron derrotar a la bestia, Sellner cogió su temible coraza y su rígida piel y la trasladó a la herrería donde empezó a trabajar en nuevas armas que poder utilizar…

Sellner Naylik

Monster Hunter. Fatal War sethdelhielo